Sagres, el punto más sur occidental de Europa

 Tiempo de lectura:  9 minutos.

Con vistas a uno de los paisajes más espectaculares del Algarve, el pequeño y alargado pueblo de Sagres parece el fin del mundo, con sus acantilados esculpidos por el océano atlántico y a la vez golpeados por el abundante viento.

A pesar de que el Algarve tuvo un movimiento de civilizaciones intenso en el pasado, Sagres no es un lugar de gran interés histórico. Su atractivo reside en su carácter aislado y en el acceso que ofrece algunas bonitas playas. El pueblo tiene un ambiente relajado y sencillo, cafés y bares animados, y se ha vuelto bastante popular en los últimos años entre la población surfista.

sagres

En los alrededores, los acantilados del cabo de San Vicente son una vista cautivadora. Apenas 1 km al este de la plaza, pasadas las villas de veraneo y los restaurantes, se hallan el puerto tradicional, todavía dedicado a la construcción de barcos y a la pesca de la langosta, y el más moderno puerto deportivo.

En Sagres las temperaturas son más suaves que en otras partes del Algarve, con veranos más frescos gracias a los vientos del Atlántico.



Un poco de la Historia de Sagres

El Infante Enrique el navegante construyó de cero una ciudad fortificada, en la que instaló una escuela de navegación especializada en cartografía, astronomía y diseño de buques, motor de la era de los descubrimientos portuguesa. Enrique fue, entre otras cosas, gobernador del Algarve y tenía una residencia en su ciudad portuaria principal, lagos, desde donde zarparon casi todas las expediciones.

enrique-el-navegante

Enrique el Navegante          

También es seguro que tuvo una casa en algún lugar próximo a Sagres donde murió en noviembre de 1460. En mayo de 1587 el corsario ingles Sir francis Drake arrasó las fortificaciones que rodeaban Sagres. La ponta de Sagres fue fortificada de nuevo después del terremoto de 1755, que dejó pocas edificaciones antiguas en pie.

¿Qué ver en Sagres?

Fortaleza de Sagres

El fuerte de Sagres regala vistas impresionantes sobre los vertiginosos acantilados y a lo largo de la costa hasta el cabo de San Vicente.  Este es el lugar donde el Infante Enrique el navegante estableció su escuela de navegación y formó a los primeros exploradores portugueses. Es un recinto bastante grande, hay que contar con una hora para verlo todo. Al entrar se haya alguna curiosa Rosa de los vientos de piedra.

Se necesita como mínimo 1h para ver toda la fortalez.
fortaleza-sagres

Fortaleza de Sagres

Excavada en 1923, el pavimento podría ser de la época del Infante Enrique, pero lo más probable es que sea del siglo XVI. Los edificios más antiguos del recinto incluyen una torre, una casa y la pequeña y encalada iglesia de Nuestra Señora de gracia del siglo XVI, con una sencilla estructura de bóveda de cañón y un retablo Dorado del siglo XVII, si se observan de cerca los paneles azulejos del altar, se verán los antílopes y elefantes que los decoran.

La mayoría de los huecos que se ven entre los edificios son el resultado de una limpieza de ruinas de los siglos 17 y 18 realizada durante la década de 1960 para despejar una reconstrucción que pretendía coincidir con el 500º aniversario de la muerte del Infante.

rosa-de-los-vientos-sagres

Rosa de los vientos en la Fortaleza de Sagres

Hay un gran paseo alrededor del perímetro del promontorio, con paneles informativos dedicados a la rica flora y fauna de la zona. No hay qué perderse las agrietadas calizas que descienden hasta el mar o la laberíntica instalación artística del famoso escultor portugués Pancho quedes.

Cerca del extremo sur del promontorio hay un faro. Temerarios pescadores se colocan en los acantilados bajo las murallas, a la espera de que pique algún robalo.

Cabo San Vicente

A 5 km de Sagres, el punto más sur occidental de Europa es este yermo cabo, el último trozo de tierra conocida que veían los marineros al adentrarse en el mar. Es un sitio espectacular: cuando se pone el sol casi se le puede oír hundiéndose en el mar.

Sagres a vista de pájaro

Acantilados de Sagres a vista de pájaro

Un faro rojo alberga el pequeño pero excelente museo dos faroles que narra el papel de Sagres en la historia marítima de Portugal. El cabo fue un lugar de culto incluso en la época de los fenicios y conocido por los romanos como promontorium sacrum. Debe su nombre actual a un sacerdote español martirizado por los romanos.

Las antiguas fortificaciones, arrasadas por los ingleses en en 1587, terminaron pulverizadas por el terremoto de 1755. A un kilómetro del faro se halla la fortaleza dos Belice, construida en 1632 en emplazamiento de un fuerte anterior. Antaño un Hotel, está cerrado al público, pero se puede descender por un bonito sendero que baja cerca del agua. Los muros protectores invitan a disfrutar de un picnic sin el azote de los vientos del cabo.



Playas

Hay cuatro playas agradables a un corto trayecto en vehículo o a un largo paseo desde sangres: la Praia de mareta, Bajo el pueblo; la encantadora Praia do martinhal, En el este; la playa de Otoniel, al otro lado de la ponta de Sagres especialmente buena para el surf; y la aislada playa de Belice, de camino al cabo de San Vicente.

Es posible hacer surf en todas las playas excepto en la de Martínhal y en la cercana playa de Balceira.

¿Dónde comer en Sagres?

Muchos establecimientos están cerrados o tienen un horario restringido en temporada baja (noviembre-abril). El mercado municipal ofrece excelentes provisiones para un largo día de playa. Hay cafés en la plaza de la República y restaurantes a lo largo del camino hasta el cabo de San Vicente. También hay varios atractivos restaurantes en la misma playa de martinhal.

Restaurante A Grelha

los manteles de nylon, el suelo de cemento y un interior tosco nos resultan muy atractivos, pero la comida sobre todo el pollo y el pescado a la parrilla son sabrosas, está preparado con gusto y resulta económica.

Muy popular entre los locales y de un presupuesto ajustado lo cual suele ser una señal común por estos lugares.

restaurante-a-grelha

Restaurante A casinha:

Aacogedor local, construido sobre la casa de los abuelos del propietario, que sirve fabulosa cocina portuguesa, incluido un pescado a la barbacoa, una rica selección de cada plana para para(34 €) arroz de polvo (con pulpo). Comida de mucha calidad y ambiente idóneo.

restaurante-a-casinha-sagres

Restaurante mum’s

Cálido y acogedor, con decoración ecléctica, Este local en la calle principal es una opción muy popular para cenar e ir de copas. La comida, mayormente vegetariana con algo de marisco, es deliciosa. Cuenta con una buena carta de vinos y los camareros siempre están dispuestos a recomendar alguno.

Sirve copas cuando cierra la cocina, a medianoche. No se aceptan tarjetas de crédito importante.

restaurante-mums-sagres

restaurante viela velha

Elegante casa antigua con un bonito jardín delantero, este selecto local de propietarios holandeses ofrece buen marisco (conviene pedir el plato del día) y platos de carne como conejo y cerdo en salsa de mango. Es más internacional de todos.



Actividades en Sagres

 

Sagres, la meca del surf del Algarve

Sagres natura

Recomendable escuela de surf que también alquila tabla de bodyboard (15 €/día), surf (20 €/día) y trajes de neopreno (10 €/día). También cuenta con bicicletas para alquilar y tiene una tienda de material de surf y un albergue.

sagres-natura-surf-camp

Free raid Sagres surfcamp

Una de la varias escuelas de surf de la zona ofrece clases, paquetes, y material de alquiler, además de transporte gratuito desde sangres y lagos.

Bares de copas y vida nocturna

Rúa comandante Matoso es el epicentro de la vida nocturna, con varios cafés bares carismáticos y una buena relación calidad precio.

Warung

Popular local de surfistas con buena variedad musical, comida correcta, una selección de copas y un ambiente tranquilo pero animado. Merece la pena visitarlo.

warung-sagres

Pau de pita

El más alegre de los bares de la zona, sirve grandes ensaladas, crepes y zumos, todo al ritmo de música tranquila. De noche sirven buenas copas y es tan animado como cualquier otro bar, con un buen ambiente lleno de surfistas.

pau-de-pita-sagres

Dromedario

Lleva más de 30 años en activo. Sirve buena comida y cócteles creativos. El interior, Amplio y de inspiración morisca, es muy agradable para pasar un buen rato. Tiene karaoke.

dromedario-sagres



¿Dónde dormir en Sagres?

A continuación te mostramos nuestra propuesta de sitios donde alojarte en Sagres. 3 Hoteles donde estarás cómodos y con garantías para pasar tus vacas en Sagres:

#1 | New House Sagres

Pequeños apartamentos muy acogedores en perfectas condiciones. A destacar el trato de los propietarios, siempre pendiente del bienestar de los huéspedes. Entorno natural y relajado. A solo 1,2 km de la playa y tiene cerca restaurantes.

New House Sagres

#2 | Wavesensations - Sagres Surf House

Albergue que está prácticamente nuevo y además está en el epicentro de las mejores playas de la meca del surf en el Algarve. Especial para jóvenes, pero nos cuentan que van personas de todas las edades y se lo pasan genial. A las parejas les encanta la ubicación — Le han puesto un 9,0 para viajes de dos personas.

Wavesensations - Sagres Surf House

Wavesensations – Sagres Surf House

#3 | Villa Sol Studio Sagres

Vais a flipar con este espectacular apartamento a los pies de la playa en Sagres. Aviso, si tienes pensado un viaje en pareja por Sagres este es tu apt, eso si, reserva ya porque casi siempre está ocupado. Muy recomendable. Se encuentra a menos de 1 km de la playa de Baleeira y dispone de jardín y aparcamiento privado gratuito.

Villa Sol Studio

Villa Sol Studio

Al al norte de Sagres

Hacia el norte por la costa occidental del Algarve hay algunas playas asombrosas, en marcadas por abundante vegetación. Gracias a las restricciones a la construcción impuestas para proteger el parque natural de sudoeste, la región está bastante bien conservada.

Esta zona protegida, que raras veces superan los 6 km de ancho, se extiende durante unos 120 km desde Burgado hasta el cabo de San Vicente y prácticamente a lo largo de toda la costa occidental del Algarve y el Alentejo. hay una docena de especies de plantas que solo se hallan en  esta zona del algarve.

acantilados-sagres

En la región viven nutrias, zorros y gatos salvajes, unas 200 especies de aves marítimas frecuentan las marismas, la Salinas y los acantilados de la zona, incluida las últimas Águilas pescadoras de Portugal. Aunque el mar puede resultar peligroso, la zona cada vez tiene más fama como meca del surf y atrae a gente de todo el mundo.

 



Ver más ciudades del Algarve
❤ ¿Te ha parecido interesante? Compártelo!